• 04/02/2023 16:49

El 70% de los abogados corporativos podría abandonar su puesto actual durante el próximo año, según la encuesta Future Ready Lawyer 2022 de Wolters Kluwer

Tiempo estimado de lectura: 1 minutos, 26 segundos

El 70% de los abogados corporativos declara que tiene muchas o bastantes posibilidades de abandonar su puesto actual durante el próximo año. Así lo asegura la encuesta ‘El abogado del futuro, de Wolters Kluwer, cuyo objetivo es proporcionar una visión de la evolución continua de la profesión jurídica y la preparación de los profesionales jurídicos para enfrentarse al futuro.

El abogado del futuro’ corrobora una realidad que se ha dejado sentir en todo el mundo y ha alcanzado niveles históricos en 2022: la “gran dimisión”. Esta situación plantea problemas de contratación y retención de talento sin precedentes en la profesión jurídica. Aunque hay quien dice que sería mejor hablar de una “gran redistribución” (ya que los abogados cambian de empresa, pero no de profesión), el coste para las organizaciones sigue siendo alto. En este sentido, los resultados de la encuesta indican que la gran mayoría de los departamentos jurídicos (86%) se han visto bastante o muy afectados por los rápidos cambios de personal.

La tecnología como solución

De los datos de la encuesta realizada por Wolters Kluwer se desprende que la tecnología se ha convertido en una prioridad para los profesionales jurídicos. El 87% de los abogados corporativos cree que trabajar para una organización que aproveche al máximo la tecnología es extremadamente o muy importante.

Y, en esta línea, la adaptación a las nuevas necesidades del mercado laboral, con facilidades como el teletrabajo y la digitalización de los procesos, es otro factor determinante. Según esta encuesta, el 69% de los abogados corporativos quiere trabajar desde casa, siempre o buena parte del tiempo en el futuro.

Resulta evidente que la solución para los problemas de atracción y retención de talento que están sufriendo los departamentos jurídicos, pasa por el impulso de la tecnología como propuesta de valor, de cara a mejorar procesos como la gestión documental, el software de gestión de contratos, la firma electrónica o las herramientas de cifrado y ciberseguridad.

Algo que contrasta con el hecho de que solo el 36% de los abogados corporativos cree que su organización esté preparada para contratar y mantener al personal especializado en tecnología.

José Luis Rivas Dapena, director de Wolters Kluwer Legal Software en España, asegura: “Como en todos los aspectos de la vida, el impacto de la tecnología es una tendencia al alza en los departamentos jurídicos. Hoy es más importante que nunca contar con soluciones innovadoras que nos ayuden a gestionar las cargas de trabajo, mejorar el rendimiento y ser más productivos de cara a retener y fidelizar al talento”.